Gondwana Day.

Más de un año ha cumplido Bosa, y Vita Imana querían compartirlo con el público de la capital. La experiencia del Download fue grandiosa, pero tenían ganas de algo más cercano. Y parece que los astros se alinearon en su favor. A pesar de lo desapacible de la noche, en términos climatológicos, todo apuntaba a que estábamos a punto de presenciar un evento único.

Los Montañeros de Kentucky. A estos rudos músicos les tocó la papeleta de abrir el evento, con la sala a menos de media entrada y los presentes sacudiéndose el frío de la noche madrileña. Los leoneses pasaron la prueba con nota alta. Antes de que arrancasen, alguien me dijo que sería un concierto muy divertido. Ese alguien no iba desencaminado. Empezaron como si les fuese la vida en ello y no tardaron en hacerse dueños del escenario. Incluso vimos a Mero Mero desfogándose frente al mismo mientras tocaban. Pudimos escuchar Invierno, Motosierra Style (con motosierra incluida), Infierno… La noche empezaba con gran nivel, y es lo que estábamos esperando quienes no habíamos visto antes a Los Montañeros de Kentucky. Sin duda una gran elección para el warm up. Solo me he quedado con la duda de porqué Ivo llevaba una camiseta de Portland (Oregón)

Evil Impulse, si los leoneses no daban tregua, el grupo de Ciudad Real no se quedó atrás. Es cierto que en los primeros temas el público estaba un poco frío, pero poco tardaron en meterse a la capital en el bolsillo. Evil Impulse tuvieron presente a Víctor, que no pudo asistir a la cita, aún así dieron un espectáculo digno de mención. Su sonido me recuerda mucho a los pioneros del Trash de la costa este americana. Temas como Valley of Silence, Manhunt o Everlasting fueron la antesala perfecta de lo que estaba por llegar.

Vita Imana. Había mucha expectación, muchas semanas con la entrada en la mano y parecía que el día no llevaba. Era más que un concierto. Era una reunión de amigos en torno a la música. Este grupo transmite una energía que muy pocos consiguen.

Como es habitual en sus últimos conciertos abren con Calima, para recorrer con un escalofrío tu columna vertebral con No en mi nombre y Desfiguradas. Después de esto ya te dejas llevar y sabes que todo lo que va a venir no te va a defraudar.

Mero se sentía feliz, “aunque no estaba borracho (aún)”, tan feliz como para marcarse el rap de inicio de El Príncipe de Bel Air, para tirarle los trastos (musicales) a Rihanna y a Rosalía o para organizar un Wall of Death o era un Wall of Love? Una vez más, el escenario de la sala se le quedó pequeño. Pudimos verle tocar la percusión o cederle el micro a Miriam para un speech. Cuando Mero tiene la oportunidad siempre se acuerda de su “hermano” Corpa, de Fuck Division y esa noche pudimos verle compartir escenario con Vita Imana en lo que podría ser la canción principal Gondwana. Por cosas como estas se merece todo nuestro respeto.

Diego estaba como un niño con zapatos nuevos, con su Franfret Guitars casi recién estrenada y sus ganas incombustibles de escenario. La guitarra sonaba bien, pero en manos de quien sabe tocarla (el solo de El Duelo sigue poniendo los pelos como escarpias). Otro de los detalles de la noche le tiene como protagonista, aunque no estuviese en el escenario. El momento en el que se sube Puppy para acompañar a la banda. Gesto muy aplaudido por los presentes.

Dani casi no tuvo un momento de descanso en toda la noche. Cuando no estaba saludando, estaba ayudando en los cambios de backline y poco tiempo disfrutó de la panorámica desde la terraza Vip. Todos tienen su esfuerzo, pero hay que reconocer que el suyo vale por dos. Al igual que Miriam, pieza fundamental del engranaje que genera el sonido Vita Imana y que se transforma sobre las tablas. Para ellos mi más profunda admiración.

David Ramos, que está acompañando a la banda durante la gira, disfrutó del evento como el que más y recibió la visita de sus compañeros de filas en Skunk DF, que han hecho un hueco mientras preparan los temas de su nuevo disco para acompañar a Vita Imana en este Gondwana Day.

Pepe siempre tiene un momento para hablar con todo el mundo, y por más que lo sabes, nunca deja de sorprenderte el cambio que da en el escenario. En un momento estás hablando con él de lo estupendo que es que se puedan llevar a los niños a los conciertos y cuando te das cuenta está en el centro del escenario empezando Contraataque.

A lo largo de este año tendremos muchas oportunidades (ojalá) de ver a Vita Imana en concierto, Bosa tiene mucho que sonar en sala y en festivales, así que no tienes excusa

Que el Rock nos acompañe

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s